Fecha: 18/08/2017

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
23/08/2015
89 artículos por cumplir
enezolano. Han pasado cuatro años y los retos son enormes pues no se le ha sacado el provecho correcto a los 89 artículos que conforman la ley.

BARRY CARTAYA.- Para quienes amamos el deporte el 23 de agosto de 2011 fue un día inolvidable y de victoria, pues desde el Miraflores en plena batalla por la vida el Comandante Chávez firmó la Ley de Deporte, trazando un rumbo de reivindicación, éxito, democracia y justicia con unos de los instrumentos legales más significativos del mundo.  Hizo una exposición extraordinaria sobre las virtudes y fue vehemente en su exhorto para que se cumpliera. “Que no quede en letra muerta”, afirmó el hombre que más ha trabajado por el deporte venezolano.

Han pasado cuatro años y los retos son enormes pues no se le ha sacado el provecho correcto a los 89 artículos que conforman la ley. Quien la lee y estudia se da cuenta que contiene líneas fundamentales para generar un sistema virtuoso pues establece aristas que apuestan a la masificación, desarrollo, alta competencia, participación igualitaria, apoyo económico y comunicacional de privados y múltiples  aspectos positivos.

Tareas pendientes

Lamentablemente estamos en deuda con Chávez y el gremio atlético porque se ha desaprovechado la oportunidad de refundar la estructura deportiva con las bases legales. Hay aspectos importantes como las elecciones de las autoridades de asociaciones y federaciones, los seis subsistemas y comisiones creadas, la difusión mediática obligatoria, los planes de masificación, que conforman el orden neurálgico y no han sido desarrollados apegados a la ley.

Lo más importante es que esta problemática ya se reconoció por todos los involucrados y se planteó una constituyente deportiva, que ha generado aceptación mayoritaria pero también su definición ha encendido las alarmas de algunos grupos que piensan que se cambiarán artículos de la ley para favorecer a un sector. Ciertamente el término constituyente, que fue el proyecto con el que Chávez refundó la República, indica cambios radicales.

Con la ley en la mano

Ya inició la discusión, quien tenga algo que aportar puede hacerlo desde su trinchera sin complejos. Tenemos una de las mejores leyes del mundo, hagamos que se cumpla a cabalidad y se proyecten los cambios necesarios. El Comandante Chávez emprendió las tres erres (revisión, rectificación y reimpulso) en su momento y ahora llegó el turno del sector deporte.

Seamos leales con el legado de Chávez, que se desvivió para crear una Generación de Oro y hacer del deporte un instrumento fundamental para tener una mejor calidad de vida. La ley tiene 89 claves para encaminar a Venezuela por la senda victoriosa que lo conducirá a convertirse en una potencia deportiva.

No hay excusas para no triunfar, tenemos marco constitucional, legal, político, apoyo inconmensurable en lo económico, logístico, moral y social y una enorme cantidad de héroes y heroínas que cuentan con un talento y compromiso gigantesco para deslumbrar en el mundo.  

Noticia  Bookmark and Share  
   
   Copyright © 2010 :: Gigantesenaccion.com  Diseño y hospedaje web